Disculpas: 4 consejos para disculparse

La entrada de hoy inicia diferente a las demás. Déjame empezar por pedirte disculpas por todo el tiempo que ha pasado sin que escriba nuevas entradas; la razón para esto será más clara cuando lance mi nuevo proyecto. Pero por el momento, solo lo dejaré en pedirte disculpas si has visitado el sitio y no has encontrado contenido nuevo.

De paso, mientras pensaba como iniciar esta entrada después de tanto tiempo, pensé que el tema de las disculpas y como disculparse y que evitar decir o hacer mientras lo haces merecía una entrada por sí mismo.

Te explico, mientras estamos seduciendo a una chica, va a pasar que no todo sale perfecto, algunas veces debemos disculparnos si por accidente propio y sin intención (a veces es intencionado) algo no sale bien y la chica se ve afectada. Sin embargo, no es apropiado disculparnos por todo, tampoco es conveniente darle más atención a un evento de la que requiere, y eso me recuerda, a veces no es un accidente y tampoco te disculpas porque es parte de tu estrategia. Algo más sobre estrategias en este enlace: sobre éxito e imagen [haz clic].

Hoy cubriremos muchos de estos temas en estos cuatro puntos.

1. Cuando disculparse

Hay personas que constantemente están disculpándose por sus actos. A veces tienes la sensación de que estas personas se están disculpando por sus propias existencias.

De hecho, muchas mujeres buscan por situaciones en las que los hombres se disculpan solo para medir y catalogar sus personalidades. Un hombre que constantemente se disculpa es un hombre pasivo y fácil de manipular con culpa. Un hombre que nunca se disculpa es alguien con más confianza en sí mismo o un total patán; pero al menos hay dos opciones y ellas buscarán descubrir cuál.

La sugerencia es simple, si realmente sientes que ofendiste a la chica de una forma en la que tú te sentirías ofendido, entonces discúlpate. Abajo te daré tips para disculparte de la forma correcta y no dar una impresión pasiva al hacerlo.

Antes de entrar de lleno al tema de como disculparte, te propongo un ejercicio: durante la próxima semana no deberás pedir disculpas por nada de lo que hagas. La idea es que remuevas las disculpas de tu vocabulario y solo las uses cuando sean reales y necesarias. Esto es parte de la guía de seducción peligrosa que suelo recomendar, si aun no sabes de qué se trata, lee, compara, adquiérela y conviértete en el imán de chicas que mereces ser: mira más aquí.

2. Como disculparse

Una vez que remuevas las disculpas de tu personalidad con el ejercicio que te propuse en el punto anterior, será mucho más fácil saber como disculparse y será más fácil que las personas entiendan el mensaje, pues será sincero y no una reacción rutinaria más.

Si tienes que disculparte sigue estos puntos:

  • Disculpa corta, mensaje directo
  • Evita dar explicaciones, siempre sonarán a excusas
  • Habla despacio y con palabras pensadas, o parecerá una disculpa refleja y sin sentirlo
  • Antes de disculparte, asegúrate que te disculpas por la razón correcta
  • Prepárate a escuchar el mensaje que te vayan a dar de vuelta

Finalmente, para disculparte correctamente primero realmente arrepiéntete de lo que consideras fue tu error. Si no te arrepientes, si no lo consideras un error, ni siquiera entres en el tema o se hará un problema mayor del que será más difícil salir y solo continuarás perdiendo tu imagen con la chica que tratas de seducir.

3. Cuando la disculpa es estrategia

A veces es conveniente disculparse para demostrar tus valores morales. Para que esta estrategia funcione tienes que haber desarrollado una personalidad de pocas disculpas, así que cuando la chica escuche tu disculpa la valore como algo raro y poco escuchado.

Una vez me disculpé con una chica del gimnasio por pasar mi hora y media de rutina mirándola regularmente y mientras ella estiraba. Ella es ahora una de mis “amigas” y nos hemos reído bastante al respecto.

En este punto es importante notar que no estaba tratando de hacerla sentir mal o incómoda para poder disculparme, simplemente no medí que tanto o con qué expresión la estaba mirando. Luego para el final noté su incomodidad y entendí el error, después de cambiarme y lucir un poco más fresco, me acerqué a ella y me disculpé en forma sencilla por hacerla sentir incómoda. Ella sonrió y empezamos a conversar, a ella le sorprendió y atrajo mi sinceridad.

4. Cuando NO disculparse es la estrategia

Nunca te disculpes por ser tú mismo. No te disculpes por el lugar donde creciste, las condiciones de tu pasado o las razones que te trajeron a ser quien eres hoy. No te disculpes por la personalidad que deseas tener o por estar trabajando en desarrollar esa personalidad.

Eres quién eres, estas trabajando en ser mejor y aun no has terminado tu producto final, no te disculpes por los retrasos, es un proyecto en marcha y hay mucho por corregir y mejorar. Pero recuerda que sólo tú decides que es lo que quieres incluir en esta personalidad.

Incluye entre tus puntos de orgullo la siguiente frase: “Puede ser molesto, pero es mi personalidad. Estoy trabajando en mejorar, pero no suelo disculparme por ser yo mismo. Si me disculpo es solo si considero que realmente es algo que merece una disculpa.” Esto no es una disculpa en sí, es solo una explicación. Aprende más sobre como modificar tu personalidad y ser quien deseas ser con la guía de maestro mental [haz clic para saber más].

Conclusión

Frases como “lo siento”, “lo lamento”, “discúlpeme”, “perdóneme” y otras similares, deberías reservarlas para las ocasiones realmente necesarias. De la misma forma que no andas repartiendo “te amo” indiscriminadamente, deberías guardar tus disculpas para cuando son reales.

Nuestra sociedad nos enseña a abusar de estas frases para ser educados, pero en este abuso, tales frases pierden su valor y cualquier sentido. La amabilidad y educación son mucho más efectivas cuando son sinceras y reales, de otra forma, pueden resultar hasta ofensivas.

En conclusión, espero que no tengas que disculparte mucho, pero cuando lo hagas espero que mis consejos te ayuden a sacarle el mejor provecho de la situación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *